Trackbacks. Defenderse del spam.

Los trackbacks son una modalidad de enlace a tu blog que sirve para avisarte de que alguien ha referido tu contenido en el suyo. A diferencia de los enlaces a un post, a tu post, que no te avisan cuando se realizan, los trackbacks tienen la virtualidad de avisarte de manera automática que has sido enlazado.

Cuando recibes un trackback y lo aceptas, éste aparece como un comentario a tu post. Ese comentario contiene datos del blog que te ha hecho el trackback y un enlace a su blog o página web. Es aquí donde está el problema cuando el trackback no es de calidad.

Los trackbacks que no son de calidad, o fake trackbacks, constituyen una técnica de Black Hat; algo malo que pretende dejar parte de sus propios mensajes en tu blog para generarse tráfico al suyo entre tus lectores. También pueden perseguir dirigirte a sitios de malware o dirigirte a sitios de venta o sitios dudosos.

Al igual que los trackbacks, los Pingback son fórmulas para comentar tu blog sin siquiera entrar en él, pero a diferencia del trackback no dejan ninguna fracción de comentario en tu post, simplemente te avisa de que has sido citado en otro blog. Fueron creados como una fórmula de defensa para los fake trackbacks. Este procedimiento hace más difícil la creación de enlaces malos o fake trackbacks.

Ambas opciones, trackbacks y pingbacks son fórmulas que permiten a otros bloggers comentarte un post o enlazarlo, logrando así tráfico de tus lectores a su sitio web, y con el propósito de obtener un mejor posicionamiento para los motores de búsqueda, Google y otros. No son malos en sí mismos, el problema es que son métodos utilizados también por Spammers de todo el mundo para posteriormente vender sus dominios bien posicionados a costa de los demás.

Si apruebas estos enlaces, le estás haciendo un flaco favor a tu blog, y le estás diciendo a los motores de búsqueda que tu blog tienen enlaces de muy mala calidad, lo que perjudica tu posicionamiento.

En nuestra experiencia, recibir este tipo de spam puede suponer que tu blog está logrando un buen posicionamiento, es decir tiene visitas en un número relevante. Pero es importante estar prevenido y no aceptar estos trackbacks malos porque de lo contrario otros spammers te convertirán en su objetivo.

¿Cómo saber qué track black es bueno y cuáles malos?

Pueden ser buenos los que no contengan características como las siguientes:

. Proceden de países normalmente distintos del tuyo.
. De sitios escritos en idiomas diferentes al tuyo.
. De sitios que nada tienen que ver con la temática del blog.
. Se producen de forma masiva, es decir se concentran en el tiempo.
. Sucede coincidiendo con que has alcanzado un número determinado de visitantes únicos.
. Enlazan posts que ni por asomo tienen nada que ver con el resumen de la cita que hace el trackback.
. Empiezan a llegar a horas intempestivas.
. Llegan de muchos sitios diferentes pero muchos en un corto espacio de tiempo.
. Coincide que muchos de ellos, aún siendo diferentes, contienen en sus urls la palabra ‘forum’.

Un buen post sobre este problema es este de Boo.

Los Permalinks, sin embargo, son mecanismos saludables para enlazar tus post por parte de otros bloggers, y no te dejan rastros de enlaces malos. Para saber más sobre este tema, lee este post.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Connect with Facebook